Esta entrevista fue realizada al Colectivo Paideia el día 16 de junio de 1999 para un grupo de padres/madres vascos que trataban de crear una escuela al margen de las oficiales y querían saber cómo funcionaba Paideia, cómo solucionaban los problemas, cómo se financiaban, cómo se organizaban, etc. etc. La reproducimos aquí porque resume de forma clara y concisa algunas de las cuestiones que tanto los padres como las madres se preguntan sobre el funcionamiento de una escuela autogestionada y la pedagogía libertaria.

Más información

Ficheros adjuntos

Entrevista al colectivo Entrevista al colectivo de Paideia de 1999

Otros contenidos

Qué es

Etiquetas

paideia

ORGANIGRAMA DE FUNCIONAMIENTO


¿Quiénes forman el Colectivo Paideia?


 Paideia está formada por dos grupos: El Colectivo y la Cooperativa. El Colectivo lo componen los educadores y educadoras y todas aquellas personas que colaboran con el proyecto.


La Cooperativa está compuesta por las personas que aportaron, y aportan, ayuda económica (peticiones de préstamos, etc.) para empezar el proyecto Paideia. Algunas de estas personas forman parte del colectivo de educadores/as y otras participan a tiempo parcial como educadores/as. En la actualidad se hacen cargo de los déficit que surjan en la escuela.


 ¿Qué funciones tienen cada uno?


 El Colectivo es el encargado de llevar adelante el proyecto, el de analizar si las cosas están saliendo como se pensaban o, por el contrario, si hay que realizar algún cambio. La Cooperativa, como se ha dicho anteriormente tiene más una labor de mecenazgo ya que aporta ayuda económica a la escuela.


En Paideia no hay una Asociación de Padres / madres de alumnos, ni es aconsejable que la haya porque puede dificultar el proyecto ya que, a veces, interfieren en el modelo educativo al no ser parte de la idea anarquista. Pueden participar silo desean integrándose en el Colectivo de forma individual.


Los alumnos participan en el día a día, ya que es a ellos y ellas a los que va dirigida la educación, pero no pueden intervenir en el proyecto ideológico dado que no tienen la madurez suficiente (p.e.:.: rechazo de la asamblea, asimilación de la jerarquía, violencia, etc.)


¿Cuales son los órganos de decisión?


 El Colectivo Paideia. La Cooperativa solo está para lo que se creó, hacer frente a una serie de pagos.


¿Hay cargos de responsabilidad?


 Hay una persona que lleva la administración, pero en general todos hacen de todo se­gún el momento (compras, correo, etc.)


¿Qué criterios se siguen para admitir a los alumnos / as?


 El proyecto se explica ampliamente a los padres y madres para que no haya dudas acerca de lo que es Paideia. Esto trae consigo que haya una mayor sintonía entre lo que aquí hacemos y el comportamiento de los padres9 ya que estos saben perfectamente qué hacemos.


 ¿Qué edades mínimas y máximas son las aconsejables en la admisión de alumnos?


 La edad mínima es de 18 meses. La edad máxima depende de cómo el niño/a esté psicológicamente ya que vienen muy amanerados jerarquización, violencia, etc.) de la escuela oficial y es muy difícil cambiarlos. En vuestro caso (creación de una escuela libre) la edad máxima aconsejable es la del hijo mayor del grupo de los que vayáis a crear la escuela. Es conveniente que sean niños pequeños porque sino ya han asumido en exceso el sistema educativo y generan muchos conflictos, además de ser perju­dicial para ellos el cambio.


¿Cuál seria el número ideal de alumnos por educador?


 15 como máximo. En el caso de los pequeños, 8 como mucho. En cualquier caso el número de educadores debe ser él suficiente para controlar el espacio y no dejar solos a los pequeños/as ante cualquier imprevisto (cambio de pañales, etc.) Es necesario un mínimo de 2 adultos aunque hubiera menos de 8 niños, tanto por los imprevistos como por intercambiar opiniones.


PEDAGOGÍA LIBERTARIA


 ¿Cuales son los valores básicos sobre los que se establece la política educativa de Paideia?


 La Igualdad: Para educar y convivir. También para dar la misma cantidad de educación a todos y así evitar las diferencias educativas.


 La Solidaridad: Para que se ayuden los alumnos / as entre sí; para que busquen la coherencia en sus actos y superen las contradicciones. También para que sean tole­rantes.


La Justicia: Para que cada uno tenga según sus necesidades y aporte según pueda.


La Libertad: Para gozar de ella son necesarios los valores anteriormente citados.


No-violencia: Educación no violenta, tratando de solucionar los problemas que surjan sin utilizarla. Se enseña en la búsqueda de recursos para combatir la violencia. Además hay que añadir que la educación en este tipo de valores mencionados genera menos crispación en las personas, tanto niños / as como adultos / as, y consecuentemente hay menos conflictos entre ellos / as.


 Cultura: Para que adquieran los conocimientos que les ayuden a interpretar las cosas que pasan, sin necesidad de que otros interpreten la realidad por ellos, puesto que "la cultura nos hará libres".


 Felicidad: Es la suma de todos los puntos anteriores y objetivo final de Paideia. Pero la felicidad no entendida como la consecución de todos los caprichos del niñ@ sino como el hecho de conseguir personas con estabilidad emocional, madurez etc.


 ¿Cómo se modifican y lo amplían estos valores?


 Entre los miembros del Colectivo. En general no se modifican estos principios, sino la dinámica diaria para su consecución y esto se ve en el día a día.


¿Cómo se resuelven los problemas entre:


a) alumnos / as   b) educadores / as c) alumnos frente educadores/as


Entre ellos directamente. En caso de que no sea posible en la asamblea. En todos los casos es así.


 En el País Vasco hay tres modelos educativos: Él "A" que es en español con el euskera como asignatura; el "B" que es mitad y mitad; y el "D" que es íntegramente es euskera con el español como asignatura. ¿Cómo veis el tema de la en­señanza de idiomas?.


 Hay que tener cuidado con la enseñanza de idiomas puesto que a los niños / as, lejos de la idea preconcebida que se tiene de que es bueno meterles desde pequeños idiomas, les puede crear dislexia, tartamudez, etc. A través de la lengua que utilizamos estructuramos nuestro cerebro y si se aprenden dos lenguas a la vez se crea confu­sión y contradicciones a la hora de desarrollar la mente, no madurando ésta como debiera ni al ritmo deseado. Por otra parte cuanto más rica es esa lengua mejor preparada estará la mente para adquirir conocimientos. En cuanto a la lengua educativa es aconsejable que sea la materna, para evitar los problemas antes citados.


  ¿Cómo tratáis el asunto de la informática, la música, etc.?


 La informática se enseña cuando los alumnos / as lo demandan y se les enseña que los ordenadores son instrumentos, herramientas y no un fin en sí mismo. La música se da si la demandan. Pero esto es así con todos los talleres existentes. Por lo general demandan de todo.


 Las actividades extraescolares, ¿cómo las véis?.


 No. De forma tajante. Ya hay un exceso de horas haciendo cosas como para seguir haciendo más. Todo el mundo tiene un límite. ¿Quién admitiría que en su trabajo le ampliaran la jornada?. Las actividades extraescolares son contrarias, además, a puntos básicos de nuestra enseñanza como la Igualdad, ya que unos/as tendrán más educación que otros/as; la Justicia, porque no sé estable la necesidad de cada uno/a... y se adquieren hábitos contra los que se está luchando en Paideia día a día: la competitividad, el éxito...


Aquí en Paideia hacéis la comida entre todos / as. ¿Cómo elegís los menús de cada día? ¿Cómo veis el tema de dar comida vegetariana?.


 El menú de cada semana lo elige un grupo formado por un alumn@ de cada grupo existente (tanto aquí como en las asambleas generales no participan los llamados niños pequeños, que son los que están en el otro edificio y tienen de 18 meses a 6 años) cada semana el grupo cambia. La comida que se sirve es normal y equilibrada. En cuanto al tema de la comida vegetariana es una elección del alumno/a que tienen que hacer el día de mañana, cuando ya tengan el suficiente grado de madurez para decidir que desea hacer con su alimentación, igual que sus padres (si son vegetarianos) eligieron siendo adultos. Los padres / madres no deben meterse en los gustos de sus hijos, la elección debe ser de ellos.


 ¿Cómo tratáis los casos de cumpleaños, reyes, comuniones, etc.?


 En los cumpleaños tienen la opción de elegir su celebración, o en Paideia o fuera. No es bueno que se celebre en los dos sitios porque se establecen desigualdades y se cae en el consumo. Cuando es el cumpleaños de alguien y se celebra en Paideia ese día elige el menú de la comida y entre todos se hace una tarta. Suelen traer cosas para comer entre todos. Cuando optan por celebrarlos fuera, la gente más mayor tiene cuidado de invitar a todos y todas de su grupo.


 Ante los “reyes" les decimos la verdad. Si traen algún juguete a la escuela es para de­jarlo ya en ella y compartirlo con los demás. Se da información a los padres / madres sobre los juguetes no sexistas, ni bélicos, así como vídeos adecuados, etc. procurando orientarles para que no haya contradicciones entre la enseñanza de la escuela y los juguetes que adquieran.


 ¿Cómo se distribuye el tiempo de trabajo?


 Cada persona elige el tiempo que quiere dedicar al trabajo intelectual. Suele depender de la edad del niño/a (talleres, cuadernos, asambleas expositivas, etc.). El trabajo social, esto es hacer la comida, limpiar, etc. es obligatorio ya que no deben cargar su parte de trabajo sobre los demás y silo hacen se les llama la atención en la asamblea. Algunas tareas tienen su tiempo para realizarse (por ejemplo la comida).


 ¿Cómo se incentiva a trabajar?


 Cada niñ@ se pone a sí mismo un compromiso para cumplir semanalmente, desde mejorar en trabajos sociales, en valores., hasta para hacer determinado número de cuadernos (matemáticas, lenguaje, etc)., durante ese tiempo. Si no cumple lo que él mismo se comprometió a hacer es que no es una persona responsable y por tanto necesita que le manden, convirtiéndose entonces en un mandado, y todos pueden mandarle hacer cosas. Esto no les gusta nada y procuran cumplir sus compromisos para poder seguir siendo personas libres, y no mandados. Asimismo los niños y niñas tienen una curiosidad enorme e innata que les lleva a querer saber y aprender de todo. También existen los talleres colectivos donde un adulto está con ellos y les da infor­mación y ayuda sobre el tema del que trate el taller. Estos talleres son elegidos por el grupo, y si han elegido darlos tienen que ir, si no les interesa es mejor que no estén para que no distraigan al resto, pero si no están tienen que dedicar ese tiempo a trabajo intelectual individual. Si no hay unanimidad a la hora de elegir un taller se procura dar los otros talleres que han sido elegidos por otras minorías si no se puede el mismo día otro lo más cercano posible. Finalmente están las asambleas de exposición. Son aproximadamente una vez al mes y en ellas los niños / as explican individualmente a los otros / as lo que ellos han aprendido durante ese tiempo, los demás les hacen pregun­tas, si algo no les queda claro el adulto interviene aclarándolo.


 ¿Hay algún tipo de seguimiento de los alumnos una vez acabada su etapa en Paideia, tanto en el campo profesional como ideológico?


 De momento casi todos / as siguen estudiando. Ideológicamente es pronto para saberlo ya que el mayor de todas las promociones tiene 24 años. Si bien es cierto que en sus clases de institutos y universidad son críticos. Algunos suelen venir por la escuela de vez en cuando.


 ¿Existe compatibilidad entre vuestros medios educativos y otros?


 Se pueden aprovechar todas las técnicas educativas posibles mientras estas no contradigan los principios sobre los que se basa la escuela y ayuden a su fomento y con­secución.


 


 FINANCIACIÓN DEL PROYECTO PAIDEIA


¿Qué patrimonio tiene Paideia?


 El patrimonio consiste en la escuela (los dos edificios) y el material que tenemos para educar (libros, juegos, mesas, etc.) más las deudas claro... Este patrimonio es de la Cooperativa.


¿Cómo se financió al principio Paideia?


 Al principio la idea partió de 3 personas que trabajaban en la enseñanza estatal y si­guieron en ella para así poder financiar el proyecto. De sus sueldos más los pagos de los críos (poco porque eran poco los críos) pagaban los gastos (3 profesores, material escolar, alquiler de la casa, etc.) que la primera Paideia tenía. Este primer grupo de apoyo se fue ampliando, primero a cuatro personas y después a más.


 Estuvimos cinco años con profesores distintos de ellos mismos, pero al cabo de ese tiempo y ante los conflictos que surgen por la forma de entender la enseñanza 3 de las personas del grupo de ayuda (entre ellas Josefa Martín Luengo) solicitan excedencia en sus trabajos para dedicarse al proyecto educativo, mientras el resto continúa trabajando para poder sostenerlo económicamente. Un poco más tarde, y para poder pedir un préstamo para la adquisición de una casa propia para la escuela, se forma una cooperativa entre el grupo de apoyo y parte de los educadores para poder afrontar los pagos del préstamo. También aportan dinero para los gastos cotidianos de la escuela (luz, basura, mantenimiento, sueldos, material, etc.) cuando los ingresos de la escuela (pagos mensuales de los alumnos) no llegan.


Actualmente, y después de una escisión de hace cuatro años donde se fue gente de la Cooperativa y algún educador, quedan dos grupos: el Colectivo Paideia y la Cooperativa (ver primera página). Pero solventes para apoyar económicamente la escuela solo hay 3 personas pertenecientes a la cooperativa y que trabajan fuera de la escuela.


 En un principio, cuando se creó la Cooperativa, formaban parte de la misma algunos padres que aportaban dinero para que la escuela siguiera delante, a parte de la cuota mensual de sus hijos.


En caso de desavenencias internas, ¿cómo queda el patrimonio de Paideia?


Si se disolviera el Colectivo el patrimonio sería para otros proyectos libertarios educa­tivos que existiesen, bien con gente nueva de la misma Mérida o con gente de fuera.


 Ingreso de nuevos miembros al Colectivo, ¿son iguales en todo?


Sí. Pero no tienen por qué formar parte de la Cooperativa si no quieren.


En caso de abandonar la cooperativa ¿qué pasa con lo que se ha invertido?


Se queda en el patrimonio, no se puede llevar su aportación económica de los años que haya estado como cooperativista; queda invertido en la escuela.